Dolor de espalda alta al entrenar

El dolor de espalda alta, los hombros y cuello es uno de los más frecuentes a la hora de hacer ejercicio. Tanto así que 7 de cada 10 personas lo padecen en algún momento de su vida.

¿Cómo combatir el dolor de espalda alta?

Para combatir este padecimiento, el primer paso es conocer los músculos que están implicados y cómo fortalecerlos. Los músculos que conforman la espalda (incluidos los del cuello y hombros) no solo soportan el peso de la cabeza, sino que además se deben realizar una gran variedad de movimientos que nos permite girar la cabeza en múltiples direcciones. 

Para fortalecer el músculo de trapecio

Cuando sientes dolor en la espalda alta, el principal músculo implicado suele ser el trapecio, incluso puede ser el causante de dolores de cabeza que se sienten sobre todo en la parte posterior. Este músculo de gran tamaño que abarca la parte superior de la espalda, hombros y la parte posterior del cuello.

  1. Encoge los hombros como si quisieras tocar tus orejas, manténlos así unos segundos y luego relájalos. Repite este ejercicio varias veces antes de realizar un ejercicio o realizar una actividad que involucre esta parte del cuerpo (como estar sentado en la computadora, tocar el piano, etc.)

2. Empuja tus hombros hacia atrás como si quisieras hacer que tus codos se toquen por detrás de tu espalda, mantén solo un segundo y regresa a la posición original. Te puedes ayudar de una banca o barra.

 Para fortalecer los músculos de ambos lados del cuello

3. Coloca tu mano pegada a tu cabeza y trata de empujarla mientras tu cabeza pone resistencia. Después coloca tu mano sobre tu frente y empuja hacia atrás y luego en la parte posterior de la cabeza para empujarla hacia adelante mientras haces resistencia con la cabeza.

Haz estiramientos de cuello

4. Mueve la cabeza hacia un lado y luego hacia el otro (como si quisieras ver lo que hay a tu derecha e izquierda sin mover el cuerpo) luego inclina tu cabeza como si quisieras que tu hombro y oreja se toquen.

5. Empuja tu barbilla hacia adelante, como si quisieras tocar tu pecho con ella y un poco hacia abajo para relajar los músculos de los lados del cuello. Debes de sentir tensión en la parte posterior del cuello.

Recuerda que una parte fundamental de cualquier ejercicio es estirar los músculos para evitar lesiones, si sientes molestia calienta y estimula los músculos para realizar tus ejercicios. Si el dolor de espalda alta persiste o es muy intenso, lo mejor es que consultes a tu médico.

En la App de InstaFit, tenemos para ti una variedad de entrenamientos que se ajustan a tus necesidades, además de ejercicios que puedes realizar para evitar o disminuir el dolor del cuello y que puedas realizar tu entrenamiento sin molestias.

También te puede gustar

Descubre la fecha del mejor día de tu vida

El balance ideal entre el trabajo y tu embarazo

EXPERIENCIA HIT HARD

Cacao: una deliciosa recompensa para tu cuerpo

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *